x

Era su suegro el hombre que se estaba masturbando en la sala y a ella le gustaba observarlo. No entendía por qué su marido no había salido a su padre quien siempre tenía la pinga dura y se la tocaba constantemente, algo que su nuera deseaba con locura.

Dejar un comentario

Tu correo electronico no sera publicado. Campos obligatorios *

*